Sigue a

Imagen con el cartel de '50 sombras de Grey'

Hay películas como ‘Los Juegos del Hambre‘ (The Hunger Games, Gary Ross, 2012) que tiene que sufrir unas comparaciones injustas con La Saga Crepúsculo, pero hay otros casos en el que esas quejas a priori no podrían estar más fundadas. Y es que la novela ‘Cincuenta Sombras de Grey‘ (Fifty Shades of Grey) toma como base el trabajo de E. L. James en varios fanfics (relatos en los que los fans crean sus propias historias a partir de los personajes de sus obras favoritas) de la famosa franquicia vampírica. Tal fue su éxito que decidió crear su propia saga literaria, la cual consta de tres entregas y ha vendido más de 40 millones de unidades a lo largo de todo el planeta. Yo soy el primer sorprendido por ello.

Es un poco difícil no haberse enterado de la existencia de ‘Cincuenta Sombras de Grey’, pero para aquellos ajenos a ella conviene señalar que aborda la historia de Anastasia Steele, una joven estudiante de literatura que recibe el encargo de entrevistar al exitoso empresario Christian Grey, un encuentro que deja una huella profunda en ella. Tan profunda que no tardará en sucumbir a los deseos sexuales de él, el cual tiene unos gustos un tanto peculiares: El sadomasoquismo. Al parecer, la trilogía, que completan por ‘Cincuenta Sombras Más Oscuras’ y ‘Cincuenta Sombras Liberadas’, no está cerrada, ya que la autora ha comentado que abordará de nuevo las andanzas de los protagonistas en el futuro. Ya me huelo un intento de lanzar el cuarto libro coincidiendo con el estreno de la película de ‘Cincuenta Sombras de Grey’ para conseguir que la Tierra implosione.

Detrás de la adaptación cinematográfica encontramos a Universal y Focus Features, los cuales unieron fuerzas para hacerse con los derechos de las novelas de E. L. James. Por ahora, ya está confirmado que Michael De Luca y Dana Brunetti se encargarán de producir ‘Cincuenta Sombras de Grey’ (¿La Saga Cincuenta Sombras? Porque de eso tampoco nos libraremos), siendo Kelly Marcel la última gran adición en calidad de guionista, Es una gran oportunidad para ella, pero lo cierto es que también tiene otro proyecto muy ambicioso en camino. Aún no se sabe nada sobre quiénes la protagonizarán (han sonado nombres como Ryan Gosling o Ian Somerhalder para el papel de Christian), pero que den dando por sentado que su carrera quedará inevitablemente marcada por ella. Personalmente, tengo la sensación de que, por mucho que sólo sean mis prejuicios los que hablan. la película tiene las mismas posibilidades de ser un gran éxito comercial que de ser una porquería a nivel artístico, ¿y vosotros?

Vía | Collider

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

43 comentarios