Sigue a Blogdecine

promethesuspeor

Mi compañero Juanlu ha dado el pistoletazo a los posts anuales con lo mejor y lo peor cinematográficamente hablando. Todo los años tenemos la sensación de que el siguiente va a ser mejor en cuestiones de cine, siempre albergamos la esperanza de que los doce meses siguientes nos regalen algunas obras maestras o películas inolvidables, pero al igual que en otros temas, la realidad nos da una patada en la cara. Esta vez un servidor no lo reducirá todo a un top ten en orden ascendente, entre otras cosas porque los tops no suelen servir para nada más que señalar algunos títulos destacados, no para que se convierta en la biblia de nada.

Sin más demora, aquí os dejo el listado de las películas que forman, a mi juicio, el peor cine estrenado en nuestro páis durante el 2012. Pasen y disfruten.

‘Bajo amenaza’ (‘Trespass’, Joel Schumacher, 2011)

Que Joel Schumacher no es el que era, o en alguna película llegó a ser —me viene a la memoria cierta obra maestra protagonizada por Michael Douglas—, es algo que nos quedó claro hace años cuando este director decidió mearse en Batman. En la presente, con Nicolas Cage y Nicole Kidman pagando las facturas, y con un argumento sospechosamente parecido al de ‘Secuestrados’ (Miguel Angel Vivas, 2011) opta por los topicazos, lo previsible y el aburrimiento. Mi crítica aquí.

‘Underworld: El despertar’ (‘Underworld: Awakening’, Måns Mårlind, Björn Stein, 2011)

Tercera secuela de una película que no estaba mal, aunque pronto la saga fue desaprovechando sus posibilidades. Estirar el argumento y recuperar a Kate Beckinsale, que una vez más demuestra que el cuero le sienta muy bien, es una operación comercial nada disimulada. Se olvidaron de hacer cine. Mi crítica aquí.

‘Tan fuerte, tan cerca’ (‘Extremely Loud & Incredibly Close’, Stephen Daldry, 2011)

tanfuertetancercapeor

La Academia de Hollywood la eligió como una de las mejores películas del 2011, mientras que un servidor presenció un drama insoportable con un protagonista insoportable. Las consecuencias del 11-S como fondo para el aburrido periplo de un niño recordando a su padre. De lejos el peor film de Stephen Daldry.

‘La sombra de la traición’ (‘The Double’, Michael Brandt, 2011)

Una de espías con menos interés que la guía telefónica. Una a dos actores tan opuestos pero tan limitados como Richard Gere y Topher Grace en una intriga endeble con giro final forzado. Mi crítica aquí.

‘En tierra de sangre y miel’ (‘In the Land of Blood and Honey’, Angelina Jolie, 2011)

Una de las óperas prima más lamentables jamás vistas. A Angelina Jolie no parece que vaya a pasarle como Ben Affleck —caso de mal actor que lleva un buen director dentro— detrás de las cámaras. Un completo despropósito desde cualquier punto de vista a pesar del serio tema que trata. Mi crítica aquí.

‘Esto es la guerra’ (‘This Means War’, McG, 2012)

Otra de esas ocasiones en las que a McG le ha dado por demostrar que es un director nefasto —cuando sólo una ha querido hacer cine, por aquí ni se ha estrenado—, poniendo su granito de arena en el injustamente minusvalorado cine de acción. Claro que estrenando engendros como este, no me extraña el menosprecio hacia el género. Mi crítica aquí.

‘Infiltrados en clase’ (‘21 Jump Street’, Phil Lord & Chris Miller, 2012)

Adaptación cinematográfica de una exitosa serie de televisión de finales de los 80 y principios de los 90, y que dio a conocer a Johnny Depp. Casi un telefilm, apenas tiene gracia, salvo por cierto cameo esperado. Chaning Tatum se esfuerza y Jonah Hill no sabe. Mi crítica aquí.

‘Acto de valor’ (‘Act of Valor’, Mike McCoy, Scott Waugh, 2012)

actodevalorpeor

Un catálogo de lo que significa pertenecer a los Navy Seals, quienes han participado como actores y en el asesoramiento del film. Una publicidad con el lenguaje televisivo de algunas series aplicado como enganche, y nada más. Mi crítica aquí.

‘Piraña 3DD’ (‘Piranha 3DD’, John Gulager, 2012)

El auto de la curiosa ‘Atrapados’ (‘Feast’, 2005) se suma a la moda de las tres dimensiones con resultados más bien penosos. Un batiburrillo de continuos despropósitos y mucha sangre. Tal vez enfocándola como comedia involuntaria podría ser hasta disfrutable, pero lo dudo. Mi crítica aquí.

‘Iron Sky’ (id, Timo Vuorensola, 2012)

Una idea tan delirante como divertida sobre el papel. En imágenes es otra cosa, un cuento aburrido con muy pocas ideas realmente ingeniosas y grandes dosis de vulgaridad. Mi crítica aquí.

‘Casa de mi Padre’ (id, Matt Piedmont, 2012)

casademipadrepeor

No se estrenó aún en nuestros cines, pero he decidido incluirla porque supone uno de los mayores bodrios que he visto en muchísimo tiempo. Carente de toda gracia, uno no se explica cómo actores de la talla de Diego Luna o Gael García Bernal han aceptado trabajar en este producto tan lamentable. De Will Ferrell ya no digo nada porque me espero cualquier cosa y no precisamente buena.

‘MS1: Máxima seguridad’ (‘Lockout’, James Mather, Stephen St. Leger, 2012)

Lo que iba a ser una tercera entrega de ‘1997: Rescate en New York’ (‘1997: Escape from New York’, John Carpenter, 1981) termina siendo un subproducto falto de interés y muy, muy alejado de lo que podría haber hecho Carpenter. Otra muestra más de la baja calidad de las producciones de Luc Besson, que es algo así como el Jerry Bruckheimer europeo cuando se mete en estos guisados.

‘La pesca del salmón en Yemen’ (‘Salmon Fishing in the Yemen’, Lasse Hallström, 2012)

Esta película, que está nominada a los Globos de Oro en la categoría de mejor comedia o musical, supone otra demostración más de la caída en barrena de Lasse Hallström, incapaz de encontrar el tono adecuado. Pero lo que más indigna es ver a Ewan McGregor y Emily Blunt totalmente desaprovechados.

‘Los tres chiflados’ (‘The Three Stooges’, Peter & Bobby Farrelly, 2012)

Adaptación cinematográfica de la mítica serie de televisión que huele más a capricho de los hermanos Farrelly. Si alguna vez tuvieron gracia sus películas, cosa que empiezo a dudar, ahora da la impresión de que ni se divierten ellos mismos. Interpretaciones lamentables y si no se está familiarizado con la serie en cuestión, se puede sufrir mucho.

‘Margaret’ (id, Kennet Lonergan, 2011)

margaretpeor

Lonergan tardó nada menos que siete años en finalizar su segunda película como realizador. Lo que pretende ser el drama más grande jamás contado se vuelve enseguida inaguantable debido a los enormes bajones de ritmo y a una interpretación de Anna Paquin en modo “chupo más cámara que Tom Cruise y hago muecas”. Literalmente insufrible y muy pretenciosa.

‘Prometheus’ (id, Ridley Scott, 2012)

El retorno a la ciencia ficción por parte de Ridley Scott, otrora gran director, ahora hundido en su propia mediocridad y vagancia, se salda con un producto vergonzoso que juguetea con los orígenes de Alien. Pocas veces un casting estuvo tan desaprovechado en un film de estas características, y la tan dotada mano de Scott para crear atmósferas se pierde en un obsesión Lucasniana por la técnica. Mi crítica aquí.

‘Los juegos del hambre’ (‘The Hunger Games’, Gary Ross’, 2012)

Un bombazo de taquilla que supone la peor película de Ross con diferencia. Filmada como si el director estuviese ciego, con un montaje penoso e interpretaciones lamentables —lo de Jennifer Lawrence no tiene nombre— no se moja lo suficiente en su supuesta demoledora crítica hacia la sociedad. Un mensaje de pacotilla para residencia de una sola neurona.

‘La fría luz del día’ (‘The Cold Light of Day’, Mabrouk El Mechri, 2012)

Reconocer alas calles de Madrid como escenario de un film de acción pues queda bonito, pero comprobar que Bruce Willis y Sigourney Weaver están por debajo de un Henry Cavill con un poquito de carisma —lo cual es una buena carta de presentación para Supermán— es algo ya de por sí sorprendente. Nefastas secuencias de acción y trama risible llena de topicazos.

‘Cosmópolis’ (id, David Cronenberg, 2012)

osmopolispeor

Cuando a David Cronenberg le da por ponerse perturbador mí me aburre soberanamente. Supuesta patada al mundo actual a través del microcosmos que se da lugar en la vida de un joven multimillonario mientras se pasea con su limusina por Manhattan. Robert Pattinson está demasiado verde para someterse a los juegos del director y eso empeora el film.

‘Rock of Ages’ (id, Adam Shankman, 2012)

El imposible Shankman estropeando una de las ideas más originales del año, el rendir homenaje a los grandes del rock a través de los códigos del género musical. Sólo Tom CRuise y Alec Baldwin merecen ser mencionados y aún así no brillan todo lo que sus personajes piden. De tono facilón una enorme falta de respeto a un género incombustible que parece dirigido a consumidores de MTV y demás memeces.

‘Resident Evil 5: Venganza’ (‘Resident Evil: Retirbution’, Paul W.S. Anderson, 2012)

No llegaba con cuatro lamentables entregas de la franquicia creada a partir del famoso videojuego, no. Anderson sigue demostrando que es un inútil y Milla Jovovich que se lo pasa en grande en films de acción de esta índole, porque lo que es interpretar, hasta un efecto digital lo hace mejor que ella. Acción, acción y acción, de la mala. Y un ejemplo vistoso de lo que es estirar un argumento.

‘Invasor’ (Daniel Calparsoro, 2012)

Un supuesto thriller realizado a la manera americana, al menos es así como lo han querido vender. En verdad se trata de otra muestra de que Calparsoro debería dedicarse a otra cosa y que ciertos productores de vez en cuando se quedan ciegos. Apostar por el cine de género es el camino del cine español de cara a la taquilla. Hacerlo sin un guión, sin actores y sin director, es un suicido. Mi crítica aquí.

‘El hombre de los puños de hierro’ (‘The Man with the Iron Fists’, RZA, 2012)

Mi compañero Mikel la tilda de mamarrachada, palabra quizá demasiado vulgar para usar en una crítica, pero no puedo estar más de acuerdo. RZA que se dedique a cantar y que se olvide de dirigir películas. Russell Crowe debe ser muy amigo de él, o tal vez le pilló borracho un día y le obligó a firmar el contrato, porque si no, no me lo explico. Contiene algunas de las peores secuencias de acción jamás filmadas.

‘Venganza: Conexión Estambul’ (‘Taken 2’, Olivier Megaton, 2012)

Una excusa de lo más tonta para seguir explotando la gallina de los huevos de oro, y de nuevo con Liam Neeson metido a héroe de acción. Esta vez la trama es una estupidez y Neeson se muestra más cansado y desganado. El apellido del director es realmente gracioso para alguien que se dedica a hacer este tipo de cine.

‘En la mente del asesino’ (‘Alex Cross’, Rob Cohen, 2012)

Rejuvenecer al personaje de Cross en el cine implica operaciones tan osadas como cambiar a Morgan Freeman por Tyler Perry, que es algo así como cambiar un ferrari por una piedra. Lo más penoso, no obstante es comprobar a nuestro querido Jack dando vida a un asesino psicópata, cayendo en el histrionismo. Cohen como siempre.

Eso es todo, el lunes iré con mi lista de lo mejor del año.

Prometheus

Prometheus Recomendado por Blog de cine

Comprar en DVD 5.99€

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

50 comentarios