Publicidad
Publicidad

RSS James Cagney

Aquellos maravillosos biopics musicales

18 Comentarios
Aquellos maravillosos biopics musicales

Hace poco llegaba a nuestras pantallas 'I Feel Good: La historia de James Brown' ('Get On Up', Tate Taylor, 2014) que, como su título español bien claro indica, se trata de un biopic del famoso James Brown. Aprovechando dicho estreno vamos con una de esas listas sobre biopics de figuras musicales, legendarias o no.

Haciendo un extenso repaso por la historia del cine encuentro que el biopics musical no es un subgénero con demasiadas películas estimables. Cierto es que tampoco encuentro films desechables u olvidables, salvo muy contadas excepciones.

Así, pues, diferentes épocas, diferente música, y estilos cinematográficos distintos a merced dela fidelidad en las vidas que narran. Aunque también se ha sabido burlar esa tiranía que ofrece el "basado en hechos reales".

Leer más »
Publicidad

'El Precio de la Gloria', el precio de la locura

Comentar
'El Precio de la Gloria', el precio de la locura

Supongo que os pasará a muchos. Compras tantas películas que un día cualquiera os sentáis a ver una y... no sabéis cuál elegir, tardando un tiempo absurdo en seleccionar. A esto hay que sumar una rara sensación que imagino que no me ocurrirá sólo a mí y es que resulta a veces que un determinado título lo tienes siempre pendiente; siempre ahí pero nunca parece el mejor momento para verlo. Hace meses que adquirí en un videoclub 'El Precio de la Gloria', irónicamente, por unos míseros tres euros. Y hace unos días, por fin, me planté y no me lo pensé más. Una de John Ford con James Cagney al frente del reparto. ¡Tiene que ser magnífica! Bueno, no lo es tanto.

'El Precio de la Gloria' ('What Price Glory', 1952) nos sitúa en Francia, año 1918. El capitán Flagg (Cagney) lidera una compañía de marines de mala reputación. Afortunadamente para él, asignan a un experto y viejo "amigo" suyo como nuevo sargento primero de su compañía, por lo que, aprovechando que marcha a París unos días de permiso, le deja al cargo de un pelotón de muchachos que necesitan un duro entrenamiento antes de entrar en combate. Una vez que Flagg vuelve de sus vacaciones, se entera que una joven francesa que pasaba por ser su chica, de nombre Charmine, está ahora con su "amigo". Pero no hay tiempo para peleas, la guerra les llama...

Leer más »

'Al Rojo Vivo', James Cagney en lo más alto

12 Comentarios
'Al Rojo Vivo', James Cagney en lo más alto

Es curioso como, por una película, puede cambiar totalmente tu punto de vista respecto a un actor. Debo reconocer que hasta que no vi 'Al Rojo Vivo', el bueno de James Cagney no acababa de convencerme, de, por decirlo de alguna forma, caerme simpático; desde entonces, no puedo dejar de admirarle. Sí, antes me había divertido su personaje de 'Uno, Dos, Tres', pero no llegué a creerme en ningún momento su composición en 'Los Violentos Años 20', por poner un ejemplo. Sin embargo, su trabajo en 'White Heat' me cautivó desde el principio. Es evidente que gente como Martin Scorsese o Brian De Palma se han empapado del magnífico personaje de Cagney en este film de Raoul Walsh; estamos ante un psicópata que es capaz de matar a sangre fría, sin despeinarse, para luego abrazar a su madre de la forma más tierna posible.

La sinopsis de 'Al Rojo Vivo' ('White Heat', 1949) es la siguiente: Arthur 'Cody' Jarrett y su banda asaltan un tren, llevándose un suculento botín y asesinando a los conductores. Poco después, la policía comienza a perseguir a Jarrett, convencidos de que él es el autor del asalto. Viendo que la escapatoria se le complica, Jarrett prepara una coartada y se entrega a la policía por un crimen menor, por el que es condenado a sólo dos años de prisión. Sin embargo, los federales saben que todo es una farsa y tratarán de tenderle una trampa: infiltrar a uno de sus agentes en prisión y que éste consiga la confesión de Jarrett.

Leer más »

'Ciudad de Conquista', conquistando todos los géneros

2 Comentarios
'Ciudad de Conquista', conquistando todos los géneros

Anatole Litvak era un director procediente de lo que hoy conocemos como Ucrania, y que como muchos directores del viejo continente, realizaron sus mejores trabajos en suelo americano. La lista al respecto sería interminable, baste citar algunos nombres, como Alfred Hitchcok, Billy Wilder, Fritz Lang o Jean Renoir, entre otros muchos. Litvak no tuvo tanta popularidad como esos cuatro, pero firmó un buen puñado de películas de altísima calidad, como la presente, 'Ciudad de Conquista', que también fue dirigida por Jean Negulesco, uno de los reyes del melodrama clásico, quien no está acreditado en el film. De hecho, sería bastante difícil diferenciar qué escenas fueron dirigidas por Litvak y cuáles por Negulesco, aunque la mayor parte es de Litvak. En cualquier caso, el resultado es excelente.

La película narra el ascenso de un prometedor boxeador que simplemente acepta boxear entre los grandes para conseguir el dinero con el que su hermano, un músico extraordinario, pueda continuar sus estudios y llegar a ser alguien importante en la vida. Esa es la premisa argumental, que evidentemente se va complicando, y por el camino toca prácticamente todos los géneros. Podríamos definir a 'Ciudad de Conquista' como un drama de boxeo, como un melodrama, como cine negro, como musical, y en ningún caso estaríamos equivocados, ya que se consigue un perfecto equilibrio entre todos estos géneros, sin que la película quede descompensada.

Leer más »
Publicidad

Ver más artículos