Compartir
Publicidad
Kirk Douglas y sus míticos 100 años
Actores

Kirk Douglas y sus míticos 100 años

Publicidad
Publicidad

Tengo 100 años. Leo sobre Hollywood y no conozco a la gente. ¿Dónde está Burt (Lancaster)? ¿Dónde está Laurence Olivier? Todos se han ido. Les echo de menos. Me siento solo.

El legendario Kirk Douglas cumple hoy 100 años, por lo que los medios han vuelto a centrar su atención en el último gran actor vivo del Hollywood clásico -en lo referente a actrices también tenemos la suerte de aún tener entre nosotros a Olivia de Havilland, que también ha llegado a esa misma edad durante este 2016-. Es lógico por tanto que eche de menos a muchos de sus colegas, pero esa ha sido la única nota de tristeza en su reciente charla con Variety.

El protagonista de inolvidables películas como ‘El gran carnaval’ (‘Ace in the Hole’), ‘Cautivos del mal’ (‘The Bad and the Beautiful’) o ‘El día de los tramposos’ (‘There Was a Crooked Man…’), por mencionar sólo algunos de sus mejores trabajos, aprovechó para hablar de muchos temas, incluso de su complicada relación con Stanley Kubrick, con quien trabajó en ‘Senderos de gloria’ (‘Paths of Glory’) y ‘Espartaco’ (‘Spartacus’):

Rodando Espartaco

¿Difícil? Él inventó la palabra, pero también tenía talento. Tuvimos un montón de peleas, pero siempre he apreciado su talento. Siempre he dicho que era un bastardo, pero era también un tipo con mucho talento

Eso sí, Douglas también reconoció que discutió con otros legendarios directores como Billy Wilder, John Frankenheimer, Howard Hawks, John Huston, Elia Kazan, Joseph L. Mankiewicz, Vincente Minnelli o William Wyler o que al principio jamás esperó convertirse en una estrella de Hollywood:

Nunca quise aparecer en películas. Siempre me vi a mí mismo como un actor de teatro. Empecé a trabajar en Broadway y Betty Bacall me ayudó. Fue a Hollywood, estaba viviendo con (Humphrey) Bogart y dijo a Hal Wallis que tenía que fijarse en Kirk Douglas. Él vino a Nueva York y me ofreció un contrato. No sabía qué hacer. Necesitaba el dinero, así que fui a Hollywood.

Todo un logro para cualquiera y él mismo señaló que probablemente hoy no lo hubiera logrado, ya que sus padres llegaron desde Rusia y cree que en la actualidad no hubiera sido posible. Quizá por ello haya sido siempre muy generoso, ya que a lo largo de los años ha dado más de 120 millones de dólares a causas benéficas.

Sus acciones hablan por sí solas, pero Douglas cree que el propio séptimo arte ayuda mucho más a la gente de lo que se suele reconocer:

Creo que la gente no se da cuenta de la importancia de las películas. No sólo ayudan a la audiencia, y que los actores y actrices también ayudan a los países. No creo que la gente entienda cuánto ayuda la industria americana al mundo. Dondequiera que haya una inundación o un desastre, los actores americanos van en su ayuda.

Una afirmación rotunda y que algunos quizá sea algo exagerada, pero él mismo apunta que está en una edad en la que creía que ya estaría relajándose en lugar de concediendo tantas entrevistas. En esta en concreto hay otro detalle interesante sobre ‘Alguien voló sobre el nido del cuco’ ('One Flew Over the Cuckoo's Nest'), una película que intentó sacar adelante durante años hasta que desistió y cedió los derechos a su hijo Michael:

Asumí que iba estar en la película y mi hijo Michael me dijo: “Papá, él (Milos Forman) cree que eres demasiado mayor” ¿Yo demasiado mayor? Me dijeron que habían contratado a Jack Nicholson y mi respuesta fue: ¿Quién es ese?

Sin duda habría sido una película muy diferente, pero ‘Alguien voló sobre el nido del cuco’ acabó arrasando en los Oscar, premio que Kirk Douglas solamente ganó de forma honorífica en 1996. Ya han pasado 20 años desde entonces y esperemos que sean muchos más antes de que tengamos que decirle adiós. Mientras tanto que siga siendo feliz junto a su esposa Anne, quien cumplió 97 años el pasado 23 de abril.

Gracias por tanto, Kirk.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos