Compartir
Publicidad

La luz de Michael Ballhaus se ha apagado

La luz de Michael Ballhaus se ha apagado
Guardar
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El director de fotografía alemán Michael Ballhaus falleció el pasado día 12 de abril tras una corta enfermedad, según ha comunicado su publicista a los medios. Tenía 81 años.

Ballhaus será recordado sobre todo por haber dado luz y sombras a siete películas de Martin Scorsese, concretamente la excepcional 'Jo, qué noche' ('After Hours', 1985), la magistral 'El color del dinero' ('The Color of Money', 1986), la sensacional 'La última tentación de Cristo' ('The Last Temptation of thr Christ', 1988), la estilosa 'Uno de los nuestros' ('Goodfellas', 1990), la obra maestra 'La edad de la inocencia' ('The Age of Innocence', 1993), la infravalorada 'Gangs of New York' (íd., 2002) y la intensa 'Infiltrados' ('The Departed', 2006).

Antes de debutar en el cine estadounidense en los ochenta, Ballhaus tuvo una larga trayectoria, desde finales de los años cincuenta, en la televisión y cine alemán. Trabajó para directores como Rainer Werner Fassbinder. En suelo yanqui fue un perfecto traductor para las inquietudes de Scorsese, adaptándose a la complejidad de su puesta en escena con envidiable facilidad.

Ageinnocenceballahus

Ballahus trabajó para directores como James L. Brooks —'Al filo de la noticia' ('Broadcast News', 1987)—, Barry Levinson 'Sleepers' (íd., 1996)— o Robert Redford —'Quiz Show' (íd., 1994)—, pero dos de sus trabajos más inolvidables son, sin duda, los realizados en 'Los fabulosos Baker Boys' ('The Fabulous Baker Boys', Steve Kloves, 1989), captando a la perfección el ambiente musical, y 'Drácula' ('Dracula', Francis Ford Coppola, 1992), en la que oscuridad y luz se hermanan.

Su último trabajo para el cine fue en la película alemana '3096 Tage' (íd., Sherry Hormann, 2013).

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos